Virasoro | 02/12/2023
Con muñecos, un menor contó que era abusado por su propio padre
La Justicia no escuchó al pequeño. Sufrió abuso sexual con acceso carnal después. A los ocho años se animó a contar a su madre "el monstruo" que era su papá. El acusado tiene tobillera y prisión domiciliaria.

Una mujer denunció al padre de su hijo por abuso sexual en el año 2016. El pequeño de entonces tres años y medio jugaba con muñecos y hacia acciones impropias para su edad. Eso alertó su madre. Llegó a decir en pocas palabras que su papá "jugaba tocándolo y veían a personas sin ropa en la tele". La primera denuncia no tuvo una respuesta judicial esperada. Fue sobreseído del caso. En 2021, el niño no aguantó y contó a su madre su padecimiento. Tras la revisión médica se comprobaron lesiones y que "hubo acceso carnal". Tras una segunda denuncia, hoy el hombre tiene tobillera electrónica y prisión domiciliaria.

Con mucho temor, una mujer a quien llamaremos "Ana", para preservar su identidad, relató a diario época las vejaciones que padeció su hijo desde los tres años hasta los ocho. Asegura que el hombre tiene "poder" tanto económico como político y es por ello que teme por su vida y la de su hijo. "Es un hombre conocido en Gobernador Virasoro", comenzó Ana con voz temblorosa.

Se trata de M. F., quien es comerciante y tiene un entorno político con el que logró, en primera instancia, ser sobreseído de la acusación de abuso sexual.

"Mi hijo contaba lo que podía por su edad. Pero con muñecos entendí lo que quería decirme. Su padre lo tocaba, hacia mirar a personas desnudas en la televisión. La denuncia se hizo en Santo Tomé en ese tiempo. Pero la respuesta de la Justicia no fue la esperada", afirmó la mujer.

"No le hicieron revisión médica ni tampoco la Cámara Gesell porque me dijeron que era muy chico para eso. Por más pruebas que presenté con mi abogado. Y fue sobreseído. Dos años después él pidió tener régimen de visita. Y mi hijo sufrió abuso sexual con acceso carnal", dijo Ana entre lágrimas.

"Hace un par de años fuimos a vivir a Apóstoles, Misiones, y en julio pasado fue cuando me contó lo que pasó. De inmediato quise hacer denuncia allí, pero me dijeron que como el delito fue en Virasoro debía denunciarlo también en esa localidad. Lo llevé al médico y en su informe escribió que había pocas señales de abuso. Se inició entonces otro proceso judicial contra el padre", contó la mujer.

El fiscal que intervino en esta segunda denuncia pidió investigar el caso y fue cuando solicitó informe médico de otro profesional, esta vez de Ituzaingó. Allí los datos revelados fueron escalofriantes.

"Detuvieron a M. F. y a los pocos días mi hijo tuvo su Cámara Gesell. Contó, muy asustado y temeroso, lo sucedido. Dos semanas después allanaron la casa porque siempre lo amenazaba con un arma que si no hacía lo que le pedía lo mataba. La Policía solo encontró los cartuchos, pero no el arma", señaló.

La defensa del depravado solicitó ante la Justicia el beneficio de prisión domiciliaria y se la dieron.

El acusado tenía a su cuidado su madre, quien en noviembre de 2022 sufrió un ACV y debía cuidarla. Así fue que hoy solo tiene una tobillera electrónica.

El lunes último se realizó una audiencia en la cual la defensa del acusado solicitó revocar esa prisión domiciliara, pero el fiscal no dio lugar al pedido.

"El próximo paso es que el fiscal resuelva la acusación y por su parte nuestra querella también solicitará el pedido", agregó Ana quien pidió Justicia por su hijo que está a su cuidado por todo lo malo vivido.

Fuente: Diario época

Búsqueda Avanzada

3 de marzo - ITATI

Vicente Mendieta 1597 // (03775) 424620