| 14/03/2019
Continúa la vacunación antiamarílica
Petrona Saavedra, responsable del vacunatorio del hospital "Samuel W. Robinson" informó a Austral Correntina que prosigue la campaña de vacunación contra la fiebre amarilla.

La vacuna contra la fiebre amarilla se aplica los martes y jueves a los mayores de 1 año. La atención en el vacunatorio se realiza de lunes a viernes de 7 a 11 horas y se está cumpliendo con el calendario de vacunación obligatorio.

Petrona por otra parte confirmó que todavía no han llegado las vacunas antigripales de éste año.

Vacuna Antiamarílica

La antiamarílica es una vacuna destinada a prevenir la fiebre amarilla, una enfermedad que transmite el mosquito Haemagogus, Sabethes y Aedes, por lo que las posibilidades de su contagio están asociadas a determinadas zonas geográficas. Su indicación suele estar recomendada cuando se realizan viajes a lugares con algún riesgo de contraerla.

Esquema:

Se aplica mediante una única dosis y provee inmunidad por largo tiempo. Si es necesario, se podrá realizar un refuerzo cada 10 años. Puede indicarse a partir de los 9 meses de edad.

La inmunidad se hace efectiva a partir de los 10 días de la vacunación cuando se aplica por primera vez, mientras que en los refuerzos la inmunidad es inmediata.

Forma de aplicación:

Es por vía intramuscular o subcutánea, en el hombro. En el caso de bebés que aún no caminan, se aplica en el muslo.

Efectos adversos:

Pueden aparecer después de una o dos semanas de la aplicación, con dolor, hinchazón y enrojecimiento en la zona del pinchazo. Son pocos los casos en los que aparece fiebre y dolores de cabeza.

Son excepcionales las ocasiones en las que se da, inmediatamente luego de la aplicación, una reacción de hipersensibilidad, con urticaria y un cuadro asmático.

Precauciones y contraindicaciones:

– Pacientes inmunodeprimidos
– Personas alérgicas al huevo o sus derivados
– Casos de hipersensibilidad conocida a cualquiera de los componentes de la vacuna
– No se recomienda su aplicación a bebes menores de 6 meses y se aconseja una cuidadosa evaluación en bebés de entre 6 y 8 meses
– El médico evaluará su aplicación en las embarazadas, cuando el riesgo a contraer la enfermedad sea alto
– Evitar la administración a pacientes con enfermedades febriles agudas.
– Los efectos adversos pueden ser más graves en pacientes mayores de 60 años
– En pacientes HIV positivo el médico deberá evaluar el caso particular antes de indicar la vacuna. La OMS señala que existen cuestiones aún no resueltas en torno a la inocuidad de la vacuna en estos casos.
– Si también debe aplicarse alguna vacuna a virus vivo atenuado (Ej. Varicela), deberán hacerse las aplicaciones el mismo día o luego de transcurrido un mes de la primera vacuna.
– Después de recibir la vacuna se recomienda evitar el embarazo por un mes.

Fuente: OMS, Ministerio de Salud,

Búsqueda Avanzada

25 de marzo - ITATI

Vicente Mendieta 1597 // (03775) 424620