| 13/04/2018
Contaminaci贸n ambiental
El inicio de la campaña "Casereños contra el ruido", que sensibiliza contra el uso indiscriminado de música a alto volumen, estridencias por los escapes libres en la ciudad, es un buen motivo para recordar las cantidades máximas de decibeles tolerables para nuestra salud auditiva.

El nivel que podemos soportar depende de varios factores. Entre ellos el tipo de ruido, la distancia de la fuente sonora y el tiempo de exposición.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el oído humano pude tolerar 55 decibeles sin ningún daño a su salud. Y dependiendo del tiempo de exposición, ruidos mayores a los 60 decibeles pueden provocarnos malestares físicos. Ruido de moto normal 70 a 80 dB.

El dolor de cabeza es uno de ellos, además de taquicardias, agitación en la respiración y parpadeos acelerados. También los músculos se pueden poner tensos por la exposición a la presión del ruido.

Pero si una persona se expone durante mucho tiempo a más de 85 decibeles puede incluso correr riesgos cardiovasculares. También es posible que se registren incrementos de los niveles de colesterol, triglicéridos y glucosa en la sangre.

Este último dato debe ser tomado con bastante atención, puesto que el ruido promedio de las calles de nuestra ciudad estaría en el orden de los 80 decibeles. Respecto a este tema el Instituto Nacional de Seguridad y Salud Ocupacional estadounidense dice que la exposición a niveles de ruido de 100 decibeles es segura durante tan sólo 15 minutos.

No se deben permitir niveles superiores a los 91 decibeles durante más de dos horas en un día. Y si se superan los 110 decibeles, no es tolerable para la salud estar expuesto a ese nivel de ruido durante más de un minuto y 29 segundos al día.

DIRECCIÓN DE DEFENSA AL CONSUMIDOR

Búsqueda Avanzada

22 de abril - SAN ROQUE

Alvear 1701 // (03775) 422301